YACIMIENTO DE ARAGONITO MINGLANILLA (CUENCA)

Aunque el aragonito fue descrito por primera vez en la localidad de Molina de Aragón (Guadalajara), de donde proviene su nombre, los ejemplares más codiciados proceden de la localidad de Minglanilla y de su vecina La Pesquera, ambas pertenecientes a la provincia de Cuenca. Si bien los aragonitos aparecen por todo el término municipal de Minglanilla, el afloramiento principal se encuentra al norte de la población en las laderas de los barrancos que desaguan en el embalse de Contreras. El terreno está formado, principalmente, por arcillas rojas del triásico.

En esa zona, que también incluye parte del término de La Pesquera, se encuentran, asimismo, una mina abandonada de halita y los restos de unas antiguas explotaciones de yeso. Otro afloramiento importante de aragonitos se encuentra al sur de la población, al otro lado de la autopista, en el paraje conocido como La Vaqueriza. Además de aragonitos, también se pueden encontrar en Minglanilla otros minerales, como jacintos de Compostela, halita, yeso rojo y teruelita.